La Rúbrica: Instrumento efectivo de evaluación en el Aprendizaje Online

Como desarrolladora de cápsulas de contenidos educativos online, los docentes a menudo me piden asesoría sobre qué herramientas tecnológicas de aprendizaje podrían usar para evaluar en un curso online en particular.

Esta petición viene acompañada generalmente de frustración, ya que el proceso de selección que han emprendido anteriormente no les ha funcionado como querían 😕.

Toda esta frustración a menudo se debe a que los Tutores suelen ser expertos en la materia de su curso, pero no necesariamente dominan los mejores criterios para evaluar las herramientas de aprendizaje electrónico.

Por ello en este artículo te hablaré sobre la rúbrica y los beneficios que te pueden aportar en tus cursos online.  

¿Qué es una Rúbrica?

Que es una rúbrica

Mansoor y Grant (2002) definen la rúbrica como:

 “Un instrumento de evaluación” que especifica el desempeño general esperado y los diversos niveles de competencia a los que los aprendices pueden llegar en el desarrollo de una habilidad dada.

Otros autores agregan que:

“Además, una rúbrica establece criterios específicos mediante los cuales se evaluará a los estudiantes, y proporcionan descripciones cualitativas de los diferentes niveles de éxito dentro de cada criterio.”

Vemos entonces que, de acuerdo a estas definiciones, una rúbrica tiene un doble propósito tanto en articular las expectativas como en establecer un mecanismo de puntuación.

¿Por qué usar rúbricas en el aprendizaje online?

Las rúbricas son una herramienta esencial para cualquier instructor, pero juegan un papel aún más atractivo en los cursos en línea.

Al crear rúbricas que describen diferentes niveles de desempeño de los estudiantes, no solo facilitan y aceleran la calificación de las tareas, sino que también comunican mejor las expectativas, fomentan la autoevaluación y avivan la participación.

Las rúbricas son excelentes para los estudiantes, ya que les permiten saber lo que se espera de ellos y desmitifican las calificaciones al indicar claramente, en un vocabulario apropiado para la edad, las expectativas del logro sobre un proyecto.

También ayudan a los estudiantes a entender que: aprender se trata de adquirir habilidades específicas (tanto en materias académicas como en resolución de problemas y habilidades para la vida).

Además, les da a los alumnos la oportunidad de autoevaluarse para reflexionar sobre su proceso de aprendizaje.

Las rúbricas también ayudan a los docentes e instructores a monitorear auténticamente el proceso de aprendizaje de un estudiante y a desarrollar y revisar un plan de lecciones.

Además, facilitan una forma para que un estudiante y su docente midan la calidad de un trabajo.

Pero, lo importante de las rúbricas en los cursos online es que, cuando la evaluación de un estudiante sobre su trabajo y la evaluación de un maestro no concuerdan, pueden programar una conferencia para que el estudiante explique su comprensión del contenido y justifique el método de presentación.

Características que debe contener una rúbrica para los cursos online

Una rúbrica debe diseñarse para usarse como un recurso independiente, por lo tanto, debe cumplir ciertas características.

Además, una rúbrica bien hecha es tanto una herramienta instructiva como un mecanismo de evaluación. 

Aquí hay una lista de características por las que debes esforzarte para crear una rúbrica con propósito.

Características que debe contener una rúbrica para los cursos online

1. Criterios

Una rúbrica debe poseer una lista específica de criterios, para que los estudiantes sepan exactamente lo que se espera de él, ya que, no tendrán al docente permanentemente en línea.

2. Gradaciones

Debe haber gradaciones de calidad basadas en el nivel de cumplimiento de un estándar (básicamente una escala).

Las gradaciones deben incluir descripciones específicas de lo que constituye «excelente», «bueno», «regular» y «necesita mejorar». 

Cada gradación debe proporcionar descriptores para el nivel de desempeño. Por lo general, hay de 4 a 6 niveles de gradación en una rúbrica.

3. Descripciones

Las rúbricas eficaces para el aprendizaje online deben ofrecer suficiente lenguaje descriptivo. 

Debe describirse exactamente qué hace que una tarea sea de calidad.

Por especificidad, los descriptores permiten a los estudiantes verificar y comprender sus puntajes.

4. Continuidad

La diferencia de calidad de un puntaje de 5 a 4 debe ser la misma diferencia de calidad de un puntaje de 3 a 2.

Todos los descriptores deben modelar y reflejar los niveles consistentes de continuidad.

5. Fiabilidad

Una buena rúbrica para el aprendizaje online, debería poder ser utilizada por varios profesores y hacer que todos lleguen a puntajes similares (para una tarea determinada). Especialmente si se trabaja en plataformas LMS.

La confiabilidad también puede referirse al tiempo (por ejemplo, si estás calificando su ensayo número 100, la rúbrica te permite juzgar el ensayo número 100 con los mismos criterios que se juzgó el primer ensayo).

6. Validez

Una rúbrica para el aprendizaje online que posee validez, puntúa lo que es fundamental para el desempeño y la actividad asignada, no lo que es fácil de ver para el ojo y simple de calificar para el maestro.

7. Modelos

No hay que olvidar, crear modelos a manera de ejemplo en varios niveles de logro. Los mismos, se deben diseñar, para aclarar dudas (asegúrese de mantener los modelos en el anonimato).

¿De qué se compone una rúbrica?

de que se compone una rúbrica

A menudo se tiene el formato de una tabla, con filas que identifican las cualidades sobre las que desea evaluar a los estudiantes y las columnas que representan diferentes niveles de desempeño aceptable o mejorable, a menudo con un valor de puntos adjunto.

Cada celda, entonces, proporciona una descripción del nivel de desempeño de cada criterio en particular.

Muchas rúbricas tienen una columna adicional que permite a los instructores escribir comentarios específicos sobre el desempeño de un estudiante individual en cada criterio, si así lo desean.

Aunque, existen varios modelos, las rúbricas básicamente se componen de cuatro partes básicas. En su forma más simple, la rúbrica incluye:

  1. Descripción de la tarea. El resultado que se evalúa o las instrucciones que reciben los estudiantes para una tarea.
  2. Características a calificar (filas). Las habilidades, conocimientos y/o comportamiento que se van a demostrar.
  3. Niveles de dominio / escala (columnas). Las etiquetas utilizadas para describir los niveles de dominio deben ser claras y con tacto. Las etiquetas de uso común incluyen:
  4. Una descripción de cada característica en cada nivel de dominio / escala (celdas) 

Antes de que pueda crear una rúbrica, debe decidir el tipo de rúbrica que le gustaría usar, y eso estará determinado en gran medida por sus objetivos para la evaluación.

Tipos de rúbricas

Aunque existen muchas variaciones de rúbricas, puede ser útil tener al menos un conjunto estándar que te ayude a decidir por dónde empezar. 

Por ello, existen 2 tipos de rúbricas:

Rúbrica analítica

Esta es la rúbrica de cuadrícula estándar que muchos profesores utilizan habitualmente para evaluar el trabajo de los estudiantes. 

Esta rúbrica es excelente para proporcionar comentarios claros y detallados. 

Con una rúbrica analítica, los criterios para el trabajo de los estudiantes se enumeran en la columna de la izquierda y los niveles de desempeño se enumeran en la parte superior. 

Los cuadrados dentro de la cuadrícula normalmente contendrán las especificaciones para cada nivel. 

Los niveles de desempeño generalmente reciben puntos porcentuales o calificaciones con letras y una calificación final generalmente se calcula al final. 

Están diseñados de esta manera, aunque cuando los estudiantes los realicen, recibirán una puntuación holística. 

Por ejemplo, una rúbrica para un ensayo,  puede contener criterios como «Organización, Apoyo y Enfoque» y puede contener niveles de desempeño como «(4) Excepcional, (3) Satisfactorio, (2) En desarrollo y (1) Insatisfactorio.

Rúbrica holística

Este es el tipo de rúbrica que es mucho más fácil de crear, pero mucho más difícil de usar con precisión. 

Por lo general, el docente proporciona una serie de calificaciones con letras o un rango de números (1-4 o 1-6, por ejemplo) y luego asigna expectativas para cada uno de esos puntajes. 

Al calificar, el maestro relaciona el trabajo del alumno en su totalidad con una sola descripción en la escala. 

Esto es útil para calificar varios ensayos, pero no deja espacio para comentarios detallados sobre el trabajo de los estudiantes. 

¿Qué debes tener en cuenta al crear una rúbrica?

Qué debes tener en cuenta al crear una rúbric

Antes de crear una rúbrica, debes decidir el tipo de rúbrica que te gustaría usar, y eso estará determinado en gran medida por los objetivos para la evaluación.

Para ello, pregúntate a ti mismo las siguientes preguntas:

  1. ¿Qué nivel de detalle quiero que tengan mis comentarios? 
  2. ¿Cómo romperé mis expectativas para este proyecto?
  3. ¿Todas las tareas son igualmente importantes?
  4. ¿Cómo quiero evaluar el desempeño?
  5. ¿Qué estándares deben alcanzar los estudiantes para lograr un desempeño aceptable o excepcional?
  6. ¿Quiero dar una calificación final al proyecto o un grupo de calificaciones más pequeñas en función de varios criterios?
  7. ¿Estoy calificando en función del trabajo o de la participación? ¿Estoy calificando en ambos?

Beneficios del uso de rúbricas en los cursos online

Entre los beneficios que proporciona el diseño de rúbricas tenemos:

Familiarizan a los estudiantes con el nivel más alto de logro

Las rúbricas brindan a los estudiantes no solo comentarios, sino también una escala con la que se mide su desempeño.

Al marcar con un círculo o marcar un criterio en una rúbrica, proporciona a los estudiantes no solo su calificación, sino también descriptores de las competencias requeridas para mejorar.

Por lo tanto, cuando los estudiantes reciben su rúbrica calificada, saben exactamente qué pasos deben seguir para mejorar las habilidades que han identificado como esenciales en su curso.

Fomentan el pensamiento crítico

Una rúbrica proporciona mucha claridad del desempeño de un estudiante en una tarea.

Por lo tanto, es probable que los estudiantes noten problemas recurrentes y mejoras que pueden hacer en su trabajo, particularmente si varias rúbricas utilizan los mismos criterios.

Las rúbricas pueden fomentar hábitos de autoevaluación y reflexión que, a su vez, ayudan a motivar a los estudiantes a tener éxito en el aula en línea al abordar sus áreas específicas de mejora.

Todo esto permite que los estudiantes reflexionen sobre sus puntajes una vez que reciben una rúbrica calificada,

Facilitan la comunicación sobre la evaluación

Las rúbricas sirven para crear un lenguaje común al que tanto los profesores como los estudiantes pueden recurrir cuando discuten preguntas sobre el desempeño de sus alumnos.

Tener este lenguaje común puede reducir, y en algunos casos incluso eliminar, las quejas sobre las calificaciones.

Además, no es raro que varios instructores impartan el mismo curso en línea en una institución.

En estos casos, es importante que los instructores califiquen las tareas de manera coherente y justa.

Al delinear los criterios específicos que los estudiantes deben lograr para tener éxito, las rúbricas ayudan a los instructores a hacer precisamente eso.

Ayudan a perfeccionar las habilidades de enseñanza

Debido a que las rúbricas en los cursos online brindan un resultado instantáneo de los estudiantes en las evaluaciones.

También pueden ilustrar la eficacia con la que los materiales educativos preparan a los estudiantes para esas evaluaciones.

Las revisiones detalladas de las puntuaciones de la rúbrica pueden brindarle información valiosa sobre los desafíos comunes que, si se abordan, pueden conducir a la mejora del curso.

Por ejemplo, si una rúbrica indica que a la mayoría de los estudiantes les costó citar su investigación, es posible que se deba considerar modificar el plan de estudios para incluir más recursos sobre este tema.

En resumen, las rúbricas ayudan a garantizar la alineación entre sus objetivos de aprendizaje y sus evaluaciones.

De esta manera, el uso de rúbricas puede fomentar oportunidades para la práctica. La retroalimentación efectiva requiere oportunidades para que los estudiantes practiquen las habilidades que le gustaría que desarrollen.

Conclusión

Es importante entender que las rúbricas no son la «fórmula mágica» de la evaluación, pero pueden brindar a los estudiantes la información que necesitan para tener éxito en las actividades a distancia.

Además, las rúbricas bien elaboradas reducen el tiempo que los instructores tienen que dedicar a evaluar el trabajo de los estudiantes y minimizan la puntuación inconsistente.

En pocas palabras, las rúbricas brindan el tipo de alineación y claridad que es necesaria a lo largo del proceso de diseño instruccional para crear un curso online efectivo enfocado en el aprendizaje profundo.

Asimismo, ayudan a los estudiantes a comprender la narrativa del curso, fomentan una calificación justa y rápida y fomentan la alineación entre los objetivos y las evaluaciones del curso.

Aunque su construcción lleva tiempo, el esfuerzo vale la pena por los beneficios que tanto tu como docente como sus estudiantes experimentarán.

Califica este artículo

Puntuación promedio 5 / 5. Votos: 5

No hay votos hasta ahora. Sé el primero en calificar esta publicación.

Photo of author

Marit Acuña

Co-fundadora de Evirtualplus. Disfruto ser una Docente Virtual. Investigo cada día para mejorar. Asesoro en Educación a distancia. Sígueme en mis redes sociales.

Deja un comentario

El responsable de este sitio web es Marit Acuña. La finalidad de los datos es gestionar los comentarios en este blog. El destinatario (donde se almacenan los datos) es el hosting de este blog: Banahosting, ubicado en EEUU. La legitimidad es el consentimiento que otorgas en el formulario. Tienes derecho a acceder, rectificar, limitar y suprimir tus datos según la política de privacidad.