Aprendizaje por Proyectos: Resolviendo y construyendo juntos

Que maravilloso, asomarse a un aula de clases y mirar a los estudiantes al frente del salón, explicando  con experimentos reales, gamificando, flipeando; mientras el profesor está detrás asesorando u observando, junto al resto de los compañeros, atentos y dispuestos a colaborar.

Esto sin duda es la meta de docente actual. Y es lo que se busca con el  Aprendizaje por Proyectos, pero ¿Cómo emprender esa nueva aventura?, ¿por dónde empezar? en este artículo vamos a aclararte su concepción y a darte las primeras herramientas para que puedas iniciar.

¿Qué es el Aprendizaje por Proyectos?

El aprendizaje por proyectos es un modelo educativo, el cual busca que los estudiantes sean los protagonistas de su propio aprendizaje. En base a estrategias donde ellos mismos  puedan enfrentar desafíos, resolver problemas y trabajar de manera colaborativa en un entorno autónomo, pero también muy organizado. Todo esto de la mano de un docente que acompaña, guía y evalúa durante todo el proyecto.

Este modelo tiene sus cimientos fundamentados en el constructivismo, el cual enfoca  el  aprendizaje mediante la construcción de nuevas ideas o conceptos, en base a conocimientos actuales y previos que posee el ser humano.

Fases para ejecutar un Proyecto para el Aprendizaje

Mantener a los estudiantes comprometidos y motivados constituye un gran reto , incluso para los docentes más experimentados 😉.

No hay una receta exacta, que sirva para aplicar a todos los grupos por igual. Sin embargo, podemos afirmar, de acuerdo a investigaciones en este campo que, existen  prácticas que estimulan una mayor participación de los estudiantes.

Estas prácticas en la mayoría de los casos implican dejar de lado la enseñanza tradicional y memorística para enfocarse en un trabajo más complejo.

Por ello, es necesario que al  aplicar el modelo de aprendizaje por proyectos, todos los involucrados en el mismo, estén claros sobre lo que desean alcanzar y cómo se hará. Para eso, tanto los estudiantes como los docentes deben participar en la planificación explicando la esencia del mismo y las expectativas al respecto.

A continuación te muestro unos pasos para el desarrollo de un proyecto. No es una metodología exacta, por lo que las fases pueden variar, pero pueden servirte como guía a la hora de empezar a planificar.

pasos para el desarrollo de un proyecto educativo

  1. El Problema: lo primero que debemos hacer es describir el tema o problema que el proyecto atenderá o buscará resolver.
  2. Definición del Propósito y Objetivo del Proyecto: debemos precisar de manera concisa el objetivo final del proyecto, junto a la finalidad del mismo, especificando la forma en cómo se atenderá el problema.
  3. Catalizador de la Acción: también, debemos elegir una actividad especial que motive a los participantes y los invite a dar los primeros pasos para ejecutar las actividades que resolverán el problema.
  4. Competencias de aprendizaje: tenemos que establecer criterios claros con respectos a las competencias que desarrollarán los estudiantes, ya que las mismas permitirán medir el desempeño de los alumnos.
  5. Reglas para la ejecución: de la misma manera, debemos delimitar mediante guías e instrucciones las reglas necesarias para llevar a cabo el desarrollo del proyecto. También debe incluirse el tiempo para tales fines.
  6. Participantes y roles: tenemos que organizar y asignar los miembros de los equipos, así como las funciones que deberán desempeñar a lo largo del proyecto.
    Además de los estudiantes, podemos involucrar a la comunidad e incluso a la institución educativa.
    Se recomiendan que los estudiantes se distribuyan de manera equitativa, para que ninguno grupo se encuentre en desventaja. Para ello, lo ideal es incluir en igual proporción estudiantes destacados, nivel promedio y los que presentan ciertas dificultades de aprendizaje.
  7. Evaluación: en el transcurso del desarrollo del proyecto debemos valorar el desempeño de los participantes, y para ello tenemos que escoger los indicadores en base a los objetivos y competencias alcanzados para tales fines.
    Se recomienda hacer uso de las Rúbricas para detallar los avances. Y la misma debe diseñarse especificando el indicador, acompañado de las competencias y con sus respectivos puntajes.
    Vale la pena señalar que, en el Aprendizaje por Proyectos, no sólo se evalúa el producto final, sino también todo el proceso de aprendizaje, por lo tanto se deben diseñar más de una rúbrica para medir los distintos momentos del proyecto.
Nota
No debemos desestimar la planificación y mucho menos cometer el error de irnos a emprender un proyecto bajo la improvisación, ya que la planificación es crucial para el éxito del mismo.

Es importante que los estudiantes participen desde el inicio, ya que mientras estén más involucrados, se sentirán comprometidos y dispuestos a asumir responsabilidades en su propio proceso de aprender.

Ejes que involucra el Aprendizaje por proyectos

El Aprendizaje por Proyectos se ejecuta en medio de tres ejes principales que son: Un aprendizaje centrado en el estudiante, mediante relaciones y comunicaciones.

Estos 3 ejes están interrelacionados, ya que a medida que los docentes y estudiantes interactúan planificando y trabajando van creando relaciones, independientemente de sus experiencias previas. Es decir, se van estableciendo lazos de confianza al desarrollar esfuerzos en conjunto y para ello requieren de la comunicación efectiva mediante un lenguaje claro, para expresar sus opiniones, debatir, mostrar sus puntos de vista, sensibilizar a la comunidad, etc. Todo esto con el fin de resolver el problema.

 

ejes del aprendizaje por proyectos

Rol del estudiante en el aprendizaje por proyectos

El Aprendizaje basado en Proyectos se enfoca en un problema que hay que solucionar en base a un plan. Donde el estudiante identificará el ¿qué?, ¿para qué?, ¿cómo?, ¿cuánto?, ¿con quién? Además de ¿cuáles son los riesgos?, ¿qué medidas alternativas tomar en caso dé? ¿Cuáles serán los resultados esperados?

Él debe ser consiente que a medida que avanza en el proyecto se van tomando decisiones que pueden sufrir modificaciones continuas y mejoras, además de irse generando nuevos retos; por lo que todo ese proceso implicará un desafío y para solucionarlo debe utilizar sus conocimientos, habilidades y experiencias individuales y las de su equipo. Por lo que la suma de las conclusiones grupales les permitirá progresar.

Todo proyecto tiene un tiempo estipulado⏰, por lo cual los estudiantes deben aprender a administrarlo, ya que, si dedican mucho esfuerzo en un área, otras pueden quedar desatendidas, desequilibrando el nivel de calidad y eso puede repercutir negativamente en la meta final.

Con todas esas responsabilidades en manos de los estudiantes, podemos llegar a pensar que un proyecto implica una enorme montaña difícil de escalar, en donde los involucrados por miedo pueden fácilmente abandonar.

Sin embargo, la clave está en la planificación, la cual debe ir en consonancia a los intereses y habilidades de los involucrados.  Ya que, si los estudiantes se siente identificados con el problema a resolver, en la medida que van dando forma a sus proyectos se motivan intrínsecamente por lograrlo, llegando incluso a dedicar tiempo y esfuerzos adicionales para llevarlo a cabo de manera óptima.

Y al final es muy común ver en las presentaciones finales, sus caras de satisfacción, miradas de complicidad entre los miembros del equipo y un producto final con un toque personalizado😉.

Rol del docente en el aprendizaje por proyectos

Aunque el estudiante es el protagonista en el aprendizaje por proyectos, el docente por su parte cumple un rol fundamental, ya que es el guía en todo el proceso de aprendizaje de los equipos, estimulando a los estudiantes para que ellos puedan profundizar en la compresión de los problemas abordados, así como asegurar de que todos participen activamente en el proceso de aprendizaje.

Para ello el docente debe:

  • Facilitar a los estudiantes las herramientas y recursos, para que ellos investiguen, analicen, recopilen a fin de hacer descubrimientos e ir informando sobre sus resultados.
  • En el docente recae la responsabilidad del currículo educativo, la instrucción y evaluación, por lo que está a cargo de la planificación, supervisión y evaluación a lo largo del proceso.
  • Ante situaciones nuevas e inesperadas, debe reunirse con los estudiantes en la medida que van surgiendo las necesidades y aprovechar esos momentos para resaltar el aprendizaje.
  • Debe generar estrategias y metodologías didácticas flexibles, que puedan adaptarse a la premisa que cada estudiante construye un nuevo conocimiento.
En el Aprendizaje por Proyectos, el docente debe construir el diseño instruccional tomando en consideración el desarrollo de actividades basado en la orientación y el trabajo en equipo bajo la incertidumbre y el riesgo.

Ventajas del aprendizaje por proyectos

Ventajas del aprendizaje por proyectos

Son innumerables los beneficios que nos ofrece trabajar bajo el Aprendizaje por Proyectos, ya que permite a los estudiantes:

  • Desarrollar la habilidad de hacer conexiones entre el aprendizaje en la escuela y su realidad.
  • Hacer uso de sus fortalezas individuales para el logro del aprendizaje.
  • Enseñar al estudiante a trabajar en equipo.
  • Los concientiza de cómo trabajar en situaciones de riesgo.
  • Los enseña a tomar decisiones y cómo actuar bajo situaciones inesperadas.
  • Los ayuda a ser planificados y seguir acciones para cumplir objetivos🎯.
  • Aumentar sus habilidades sociales.
  • Incrementar sus destrezas comunicativas.
  • Fortalecer su personalidad, al sentirse orgullosos por los logros alcanzados.
  • Los concientiza de la importancia como individuos ante la sociedad, al resolver un problema para el bien común o que su producto final sea de beneficio para otros.

Para concluir

El aprendizaje por proyectos es un modelo que pretende que los docentes y estudiantes adquieran habilidades primordiales para resolver problemas reales.

Cada proyecto es un reto que dejará experiencias diferentes en el docente y en cada estudiante a medida que se desarrolla e incluso si ese mismo proyecto es aplicado a otro grupo.

Todo parte de una buena planificación y el ajuste de correctivos en el momento oportuno. Si el proyecto está bien enfocado de acuerdo a las necesidades e intereses de todos los involucrados hallarán en cada reto, un propósito motivador que le permitirá desempeñarse activamente en todo el proceso desde la planeación, el desarrollo, hasta su culminación.

Aprendizaje por Proyectos: Resolviendo y construyendo juntos
Califica este articulo
Marit Acuña
Co-fundadora de Evirtualplus. Disfruto ser una Docente Virtual. Investigo cada día para mejorar. Asesoro en Educación a distancia. Sígueme en mis redes sociales.
TAMBIÉN TE PODRÍA INTERESAR

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *